Los niños entre las edades de 4 y 7 años les encanta pretender que ellos son el Oso o el Niño mientras practican la respiración profunda. Esta efectiva técnica de control de estrés y enojo es ampliamente aceptada y usada por ambas comunidades tanto tradicional como holística. La técnica se enfoca en la respiración del vientre también conocida como respiración diafragmática. La respiración es tranquilizante y puede tener un impacto positivo en la salud y en el sistema inmunológico de su hijo(a). Puede disminuir los niveles de estrés y ansiedad. Puede ser usado para disminuir dolor y enojo. Esta es la primera historia que escribí para ayudar a mi hijo a dormir. ¡Respira profundo!

More by Lori Lite